El camino del universo fílmico de DC ha sido, cuando menos, tortuoso. Es como querer transitar una calle sin pavimentar, llena de agujeros gigantes después de que una implacable tormenta azotara el lugar. Y es que luego de algo tan terrible como Batman v Superman era casi impensable que el proyecto peliculesco de DC se sobrepusiera a semejante caída.
 
El panorama era tan espantoso, tan oscuro, que cualquier ápice de luz, cualquier mínimo rayo de esperanza era suficiente para mantener el barco a flote y en este caso tuvo que ser una película que solo llegaba a la altura de lo “pasable”. Sucide Squad nos demostró que la desesperación de los fans de DC es tan abrumadora que casi cualquier cosa decente que salga de su amado universo será suficiente para creer que el proyecto merece salvarse.
 
Con este escenario llegábamos al 2017…teniendo como esperanza máxima que los pesos pesados de DC en el cine: Wonder Woman y Justice League, fueran películas no-abominables para poder decir abiertamente que vale la pena seguir con éste nauseabundo universo fílmico. La bara, como podemos notar, estaba muy baja, así que la esperanza se mantenía ahí. Solo restaba ver si Patty Jenkins y su Wonder Woman estaban a la altura de las expectativas.
 
Sorpresa señoras y señores, oh sorpresa, Wonder Woman no solo estuvo a la altura de las esperanzadas ilusiones sino que las sobrepasó y de manera notable.
 
Y lo digo con todas sus letras, NOTABLE, porque no estamos hablando de una película entretenida o palomera, hablamos de una muy buena película de superhéroes que no le pide nada a la gran mayoría de las películas de Marvel Studios. Tenemos ante nosotros una cinta de calidad: atrapante, emocionante, dramática, divertida, con escenas de acción soberbias y personajes que bien podrían llegar a lo entrañable (Steve Trevor es la onda).
 
Los momentos desgarradores de la guerra están muy bien logrados (Spoilers, esta película se lleva a cabo en la época de la Primera Guerra Mundial) y la esperanza que surge cuando un personaje tan fuerte como la Mujer Maravilla hace su aparición es palpable. En sí todos los personajes hacen un papel muy decoroso, la compañía que acompaña a Steve y a Diana aparecen poco pero te llegas a encariñar con ellos a pesar de todo, que decir el propio Chris Pine que por poquito y le roba el protagonismo a Diana en la cinta y de la divertidísima aparición de Lucy Davis como Etta Candy. De los villanos pues bastante genéricos pero aceptables en su papel, al menos les dan más motivaciones que el promedio en este tipo de películas. 

Gal Gadot como Wonder Woman hace un papel bastante sobresaliente una vez que dejas de lado los traumas que puedas tener con su cast (sigo sosteniendo que está demasiado escuálida para el papel pero bueno, a estas alturas ya es más que inútil decirlo). Diana de Themyscira es un personaje femenino fuerte, decidido y noble que lucha por el amor y la justicia…es justo lo que Wonder Woman debería representar ¿No? Bueno…he aquí el único reclamo real que puedo hacerle a la película. La Mujer Maravilla sí es todo eso y está bien representado en la entrega (demasiado ingenua en algunos momentos para mi gusto pero en fin). Si te crees que Gal Gadot es Wonder Woman pero le faltó algo que la define más que nada: Su feminismo.
 
El tener a un personaje tan fuerte e icónico como protagonista de su propia película es ya un gran avance en la representatividad de las mujeres pos sí mismo y es un digno símbolo al cual aspirar para cualquier niña que vaya a las salas de exhibición pero siento que le faltó un poquito más de empoderación femenina. No la vimos defendiendo a alguna mujer por la desigualdad o el mal trato que estuviera recibiendo o dando algún discurso matador alentando a las mujeres y demostrándoles a los hombres su valía. Sí se tocaron esos temas pero muy por encimita y al final del día la Mujer Maravilla no hace nada por ese lado.
 
Si, salva al mundo, derrota al villano y hace de éste miserable planeta un lugar mejor pero su papel como mujer no se destaca por encima del de personaje superheróico y para su caso muy particular eso se puede considerar como una falla…fanboyesca y todo lo que me digan pero sí lo es. Sin embargo no alcanza a manchar ni demeritar a la película de manera notoria. Como lo dije antes, Wonder Woman es una muy buena película, muy disfrutable y cumple de gran manera con su cometido de película de origen, establece claramente las motivaciones y la personalidad de la protagonista y coloca al universo fílmico de DC a una altura insospechada hasta hace escasos días.
 
Tristemente el trabajo de Patty Jenkins, Gal Gadot, Chris Pine y compañía deja la bara demasiado alta para la siguiente entrega…no veo cómo Justice League esté a la altura de una película que sencillamente se colocó como la mejor del DCFU, la mejor desde la trilogía de Nolan y simplemente en la 4ta mejor película de DC en todos los tiempos. Estoy tan de buenas que ni siquiera señalaré que todos estos logros no eran tan difíciles de conseguir dado las bazofias que nos habíamos chutado en el pasado…ah ¿Ya lo dije verdad? Bueno, de cualquier modo simbólicamente sí es un triunfo notorio porque, aunque Justice League no esté a la altura, sí podemos decir que si hacen un trabajo decoroso a partir de ahora los fans de DC estaremos complacidos y en genuina expectación de que sus siguientes películas sean estrenadas. Expectación de la buena, no la de antes que queríamos ver sus cintas nada más para ver lo terribles que eran. La esperanza ha renacido…solo espero que esto no signifique que la siguiente caída duela aún más que las anteriores…Joss Whedon, por favor ayúdanos, tu eres nuestra última esperanza.
 
Ah casi lo olvidaba luego de tanto parloteo. Calificación final: 4.5 de 5 rayitos en mi botesómetro. ¿La conseguiré en su versión casera? Independientemente de que el universo DC en el cine fracase o no, creo que vale la pena añadirla en la colección y bueno…si tengo Man of Steel que no tenga una película genuinamente buena…jeje
 
My two cents.
 
#BotePower